Sonos actualiza su aplicación con distintas mejoras encaminadas a mejorar la gestión de nuestros altavoces

Sonos actualiza su aplicación con distintas mejoras encaminadas a mejorar la gestión de nuestros altavoces

Publicidad

Sonos es una de las marcas más conocidas dentro del audio de calidad. Cuenta en el mercado con una completa gama de altavoces, los cuales pueden mejorar sus funciones gracias a la conectividad permanente de la que hacen gala la mayoría de los dispositivos que nos acompañan hoy día.

Y un ejemplo de esta evolución constante es la última actualización que el fabricante ha lanzado para su aplicación de escritorio. Una puesta al día que lleva la aplicación a la versión 9.2 y que busca ofrecer un uso más asequible y sobre todo intuitivo.

La versión de escritorio hace más delgada aún la línea que la separa de las aplicaciones para iOS y Android. Entre las mejoras que añade se incluye la opción para que el reproductor Sonos que tenemos se actualice de forma automática cuando no lo estemos usándola en lo que viene a ser una especie de actualización en segundo plano. El firmware de descarga pero sólo se instalará cuando no detecte uso.

Además incluye soporte para el Sonos Amp del cual ya hablamos en día y añade otras mejoras cómo una función para limitar el volumen máximo en función del altavoz y la habitación en la que se encuentra ubicado. Además es posible deshabilitar la conexión inalámbrica incorporada de un reproductor usando la aplicación Sonos, una opción que precisa de la conexión por cable a la red del reproductor

Una mejora que sin embargo supone despedirse de algunas características cómo es la imposibilidad de establecer controles parentales, cambiar las contraseñas de cuentas o agregar reproductores. Para estas acciones y otras más deberemos usar la aplicación móvil de iOS o Android. Para poder actualizar a esta versión deberemos contar con un dispositivo que cuente con:

  • Android 4.4 o posterior
  • iOS 9 o posterior
  • macOS 10.10 o posterior
  • Windows 7 o posterior

Además con esta puesta al día dejaremos de tener conectividad con el Dock de Sonos, lanzado originalmente en 2010. Con la nueva app, el Dock ya no se conectará al sistema y sólo podremos usarlo cómo cargador.

Fuente | Sonos

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio